Románico

Si te gusta el arte románico, aquí tienes una buena muestra. En muchos municipios de la Costa Brava y del Pirineo de Girona encontrarás testimonios arquitectónicos que datan de los siglos x al xiii.

Destacan los grandes monasterios, tanto por su dimensión como por su valor histórico, como el de Sant Pere de Rodes, el de Sant Joan de les Abadesses o el de Santa Maria de Ripoll.

Sin embargo, el románico también está presente en forma de pequeñas iglesias sencillas, como la de Sant Cristòfor de Beget, la de Sant Esteve de Llanars o la de Santa Maria de Porqueres. Hemos mencionado tres ejemplos, pero hay muchísimas más que merecen tu visita.

Además, algunos núcleos como Girona, Santa Pau o Besalú son auténticos museos de arte románico. Tómate el tiempo que necesites para disfrutarlos.

Twitter